Torremolinos

TRIBUNA LIBRE
Nunca es completa la alegría...

Por Roberto Mingorance
15/07/2021
Errar es humano. Otra cosa es que uno lo haga con tanta asiduidad que lo convierta en norma. Entonces es simplemente torpeza congénita o esa soberbia y prepotencia propias de quienes son incapaces de reconocer lo que hacen mal por sistema.

En todo caso, si fuera verdad aquello de que rectificar es de sabios, Pepe Ortiz acaba de subir un peldaño más en su capacidad intelectual cuando, por fin, esta vez sí, ha decidido dar a la apertura del Mercado Gourmet "Sabor a Málaga" el realce y la proyección mediática que merece.

A estas alturas, hasta me da igual que, a lo mejor, probablemente, la "idea" de ese pequeño acto institucional acorde con la ocasión, aunque sea varios días después de la apertura al público, no haya sido del mismísimo Pepe Ortiz, sino que a lo mejor le ha sido "recomendada" desde otro organismo, o incluso por parte de algún asesor suficientemente despabilado.

El caso es que el esperado Mercado Gourmet ya es una realidad. Ha sido, ciertamente, un parto con forcex o cesárea y, por tanto, nada fácil. De poco ha servido que la Diputación haya soltado la "pasta" para que el antiguo Ayuntamiento no acabara cayéndose a trozos abandonado, y el proceso ha sido tan largo y complejo como todo lo que se plantean Pepe y los suyos. Y no me extiendo en ejemplos que están en el ánimo de muchos ciudadanos.

Pero, sea como fuere, el proyecto ya es una realidad y, dada la profesionalidad y buen hacer que caracteriza a la empresa que ha tomado el timón, con José Gómez al frente, sólo cabe esperar el éxito, aunque en justicia haya finalmente que otorgar la razón a quienes lamentan en las redes sociales que aquello, más que Mercado Gourmet, no es otra cosa que un restaurante bien aseadito, sin ninguna personalidad diferente que justifique la denominación de este nuevo espacio gastronómico, ni se atenga siquiera mínimamente a lo que sería un cierto reflejo y exponente de la riqueza y variedad de la oferta agroalimentaria de la provincia.

Pero, insisto, para una vez que Pepe Ortiz parece terminar algo... miel sobre hojuelas. Y a disfrutarlo.

Y por cierto, en este punto se me antoja casi obligado aplaudir sin tapujos la "lealtad institucional" de que ha hecho gala la portavoz municipal del PP y vicepresidente segunda de la Diputación de Málaga, Margarita del Cid, que no ha dudado en arrimar el hombro en favor de este proyecto cuando todos los sabemos que, en general, la honestidad política y el "juego limpio" no suele ser la característica más destacada de buena parte de nuestra clase política, sobre todo cuando se trata de poner en bandeja un supuesto "éxito" del adversario.

Aquí Marga no ha dudado, y ha optado por priorizar el interés de Torremolinos en vez de optar por la cómoda y habitual estrategia oculta de poner palos en la rueda del proyecto, achacando el fracaso a Pepe Ortiz y su gente...

Finalmente, por fortuna, el papel de la Diputación ha sido determinante y reconforta comprobar que Pepe hace algo y lo termina. Y que Margarita del Cid da ejemplo político.

Eso sí, lo que ya chirría es la burda mentira del Ayuntamiento de que en cinco días ya han visitado el Mercado Gourmet 5.000 personas... Y se metían con los cálculos del Innombrable sobre asistencia a la Romería...

Nunca es completa la alegría ...
www.elnoticierodigital.com
publicidad
publicidad
Más leídas
publicidad
Secciones
publicidad
Desarollo WEB • BM web factory