Mundo

May se enfrenta al Parlamento en la primera de cinco jornadas para intentar que apruebe el acuerdo para el 'Brexit'

04/12/2018
La primera ministra británica, Theresa May, se enfrenta este martes al examen del Parlamento en la primera de las cinco sesiones en las que la Cámara de los Comunes debatirá el acuerdo con Bruselas para el Brexit. El acuerdo será sometido a votación en el Parlamento el próximo día 11.

May pedirá a los diputados que respalden el acuerdo al que ha llegado con Bruselas a fin de asegurar un "futuro mejor" para el Reino Unido tras su salida de la UE.

May necesita al menos 320 votos, pero no tiene asegurada una mayoría suficiente: un centenar de diputados de su propio partido, el Conservador, han indicado que pueden votar en contra, y también se oponen los diez parlamentarios del Partido Democrático Unionista (DUP), de Irlanda del Norte, que la apoyó en su investidura.

La primera ministra hablará este martes para defender que el acuerdo permite "retomar el control de las fronteras, las leyes y el dinero". El ministro para el Brexit, Stephen Barclay, cerrará la primera jornada de debate, mientras que el titular de Interior, Sajid Javid, y el de Exteriores, Jeremy Hunt, comparecerán el miércoles. Los ministros de Economía, Philip Hammond, y de Comercio Internacional, Liam Fox, participarán en el debate el jueves.

Tras una pausa el viernes, las sesiones se retomarán el lunes día 10 y la votación de la moción presentada por el Gobierno se celebrará al término de la jornada del día 11.

Acusación de desacato
La comparecencia de May viene precedida por la polémica de la difusión de un informe legal sobre el acuerdo pedido por su gobierno. May ha rehusado publicar el informe legal completo, algo a lo que estaba obligado por una moción aprobada en la Cámara días atrás.

El Partido Laborista y otras cinco formaciones políticas han instado al presidente de la Cámara de los Comunes, John Bercow, a iniciar una investigación contra May por "desacato" al Parlamento. Bercow ha reconocido que existe base para esa acusación.

Si Bercow finalmente acepta tramitar una moción por desacato y esta es aprobada por los Comunes, el caso se remitiría a la Comisión de Privilegios y, si se confirman los hechos, el Gobierno podría ser sancionado de diversas formas.

Fuentes del gobierno de May han minimizado esta amenaza, que limitan a una polémica procedimental.
www.elnoticierodigital.com
publicidad
publicidad
Más leídas
publicidad
Secciones
publicidad
Desarollo WEB • BM web factory