Málaga

Los magistrados de la capital deciden suspender juicios desde el lunes y recomiendan teletrabajo

13/03/2020
Los magistrados de Málaga capital han decidido suspender desde el próximo lunes y hasta el día 30 de este mes de marzo, ambos inclusive, la actividades jurisdiccionales que impliquen presencia física --juicios, comparecencias y señalamientos-- debido al coronavirus, con la única salvedad de servicios de guardia, Registro Civil, e incluidos los juzgados de Violencia sobre la Mujer. Además, recomiendan expresamente el uso del teletrabajo.

Esta decisión se toma, según se precisa en el acuerdo, al que ha tenido acceso Europa Press, adoptado este viernes en junta general de magistrados, "a la vista de las circunstancias sanitarias que se dan, con la clausura de las Cortes Generales, el Gobierno de la Nación sin reuniones físicas y las suspensiones de actividad declarada por el Tribunal Constitucional, en el propio Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) o cierre de la Escuela Judicial".

En esta junta de jueces, a la que estaban convocados los 96 magistrados unipersonales de la capital, han puesto de manifiesto que la Junta de Andalucía señaló que la provincia de Málaga se encontraba declarada en zona de contención especial al acumular el 70 por ciento de los casos de coronavirus de la comunidad autónoma, incidiendo en que según cifras de la Guardia Civil, que custodia la Ciudad de la Justicia, diariamente visitan el edificio entre 4.000 y 6.000 personas.

Esto supone "desgraciadamente un foco potencial de contagio tanto para los funcionarios que prestan su servicios en el mismo como para los propios ciudadanos que nos visitan", por lo que solicitan que tanto el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) como el propio CGPJ "incluyan a la provincia o en su caso al partido judicial de Málaga en el denominado Territorio 2 frente al Territorio 1 en el que fue incluida y que considera la situación general como de relativa incidencia del virus".

Esta circunstancia faculta, han indicado, a adoptar medidas "más restrictivas en relación con la prevención del contagio del coronavirus, garantizando al mismo tiempo la prestación de unos servicios esenciales", al mantener los juzgados de guardia de detenidos e incidencias, las medidas cautelares y el Registro Civil con posibilidad de aplazamiento del resto de procedimientos ordinarios para que "acuda el menor número de personas posibles a las instalaciones".

Así, en el caso de que se celebre alguna diligencia o juicio en el acuerdo los magistrados recomiendan que se celebren a puerta cerrada, es decir, sin público; que se dispense de permanecer en sala a los procuradores, salvo en los casos especiales; que se permita a los testigos retirarse tras su declaración, así como que abandonen el Palacio de Justicia.

Asimismo, han indicado que la entrada en la Ciudad de la Justicia "se limitará a aquellas personas que hayan sido citadas previamente para realizar alguna actuación procesal", excepto los acompañantes de personas vulnerables como menores o víctimas; en los internamientos se fomentará el uso de la videoconferencia y se aplazarán los no urgentes de procedimientos de incapacidad y reconocimientos previos.

También recomiendan al Instituto de Medicina Legal trasladar los señalamientos no urgentes, "garantizando que se tenga por justificada la no comparecencia y procediendo a su nueva citación", y a todos los compañeros de Málaga que puedan, "trabajar desde su domicilio cuando no tengan actuaciones señaladas, sin perjuicio de garantizar la disponibilidad para atender cualquier urgencia que requiera nuestra intervención, que será atendida inmediatamente".

Además, se insta remitir oficio a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado "a fin de que solo procedan señalar para los juzgados de guardia y el juzgado de violencia sobre la mujer las actuaciones urgentes".

Otro de los acuerdos adoptados es pedir que el Juzgado de Guardia, ubicado en un sótano "con deficiente ventilación", se desinfecte al menos dos veces al día, lo que se extiende también a los de Violencia sobre la Mujer; y restringir las actuaciones del Registro Civil.

En cuanto a los procedimientos ya señalados, cuya naturaleza provoque que el número de señalamientos y el tiempo entre unos y otros convoque a un número importante de personas en espacios comunes --como los enjuiciamientos por delitos leves señalados cada diez minutos-- se puede valorar trasladar algunos de los señalamientos para poder dejar más tiempo entre uno y otro, optando por el traslado de los procedimientos cuya entrada tuvo lugar en 2020.

Asimismo, se requiere a la Consejería de Justicia de la Junta de Andalucía a que proporcione los medios materiales recomendados por el CGPJ a disposición del personal del juzgado y ciudadanía que tenga alguna actuación, especialmente los de guardia, Violencia de Género, Registro Civil, incapacidades y tutelas y mostradores de información.

Por último, insta a que se tomen las medidas recomendadas por la Autoridad Sanitaria para prevenir posibles contagios instando al Gobierno andaluz a que dispense a los funcionarios que prestan sus servicios en la Ciudad de la Justicia y a las Fuerzas de Seguridad del Estado que lo custodian "a establecer turnos adecuados para atender al servicio con esa misma finalidad".

PROVINCIA
Por su parte, los jueces de otros partidos judiciales, como Marbella o Torremolinos, han llegado a acuerdos similares. En el caso de los magistrados de Primera Instancia y los de Instrucción de Marbella, acordaron en sendas juntas celebradas este pasado jueves la suspensión de los juicios, vistas, comparecencias y declaraciones en las sedes de dichos órganos durante al menos los próximos 15 días.

Así, señalan que esta suspensión se acuerda no sólo por el avance del coronavirus sino también por "la notoria insalubridad" de los edificios donde se ubican estos juzgados, solicitando "la urgente ratificación" de esta medida al TSJA y a la Comisión Permanente del CGPJ.

Hasta tanto no se produzca dicha ratificación, han indicado que los juicios y vistas se celebrarán a puerta cerrada sin audiencia pública, con dispensa del uso de la toga para los abogados y procuradores.

Asimismo, se acuerda la suspensión de los trámites de nacionalidad del Registro Civil y se ratifica la decisión ya adoptada de que para evitar aglomeración dentro de las dependencias judiciales los usuarios de dicho registro y las partes y testigos de los juicios y vistas no permanezcan ni en salas de espera ni en el pasillo sino en la puerta de la calle.

Se acuerda el aplazamiento de las diligencias judiciales no urgentes que se deban realizar en centros de riesgo --centros hospitalarios o psiquiátricos, de menores, o centros de mayores, entre otros--, en cuanto a los lanzamientos, embargos y práctica de pruebas se podrá acordar la suspensión de las que no sean urgentes.

En todo caso consideran que se deben asegurar actuaciones entre la que están las que de no practicarse pudiera causar perjuicios irreparables, los internamientos urgentes, medidas cautelares u otras actuaciones como las medidas de protección de menores, expedición de licencias de enterramiento, celebración de matrimonios e inscripciones de nacimiento en plazo perentorio.

Los servicios de guardia, las actuaciones con detenido o presos, levantamientos de cadáver y entradas y registros, ordenes de protección y cualquier medida cautelar en materia de violencia sobre la mujer y menores deben, igualmente, asegurarse.

Además, acuerdan pedir a la Junta de Andalucía la desinfección de los edificios judiciales y que se extreme la limpieza, que facilite mascarillas, guantes y papel desechable y la clausura de las instalaciones "que supongan un riesgo sanitario inasumible", lamentando los inconvenientes a profesionales y ciudadanos pero considerando que no pueden "estar pasivos ante un problema de salud pública de esta envergadura".
www.elnoticierodigital.com
publicidad
publicidad
Más leídas
publicidad
Secciones
publicidad
Desarollo WEB • BM web factory