Fuengirola

La Casa de la Cultura acoge una charla de sensibilización sobre la dislexia

13/04/2018
La dislexia es una dificultad en el aprendizaje que afecta principalmente a la lectura, escritura y ortografía y que está presente en aproximadamente un 10% de la población. Debido a su dificultad en el diagnóstico, por falta tanto de formación como de información, queda oculta entre el alumnado y en muchas ocasiones se confunde con falta de esfuerzo, desinterés o poca motivación, lo que provoca en el niño un rechazo al colegio y baja autoestima. Con el objetivo de dar visibilidad a esta problemática, la concejala de Educación del Ayuntamiento de Fuengirola, Carmen Díaz, acompañada por la representante en Fuengirola de la Asociación de Dislexia de Málaga (Dismálaga), Sonia Moreno Santamartina, ha presentado esta mañana la charla "Se llama Dislexia" que tendrá lugar el próximo miércoles, 18 de abril, a partir de las 19:00 horas en la Casa de la Cultura y que será impartida por la presidenta de dicha asociación.

"La asociación Dismálaga se encarga de dar visibilidad al trastorno que se conoce como dislexia, que en muchos casos tenemos una idea errónea de en qué consiste y qué es lo que significa", ha señalado Díaz, explicando que "hace algunos meses se pusieron en contacto con nosotros desde la asociación, porque entienden que es un trastorno al que hay que darle visibilidad para que las personas que tienen hijos en edad escolar, que es cuando se puede detectar, sepan cuáles son los síntomas que puede presentar un niño con dislexia".

"Ellos quieren hacer llegar a todos los fuengiroleños cuáles son las conductas de un niño que tiene dislexia para así poder tratarlo y empezar a trabajar con él, para ello desde el Ayuntamiento les propusimos llevar a cabo una serie de actuaciones en las que se pudiera dar visibilidad y creímos fundamental poder llegar a las familias que, en un momento dado, puedan tener un menor con este problema y no lo saben", ha explicado Díaz.

Así, según ha recordado Díaz, "el pasado mes de febrero estuvieron presentes en la carpa que pusimos con motivo de #Fuengimola en la plaza de la Constitución y nos comentaron que había abuelas que se habían acercado a la carpa y querían saber en qué consistía la dislexia; muchas de ellas reconocían que esos síntomas los tenían sus nietos y les pedían más información y por eso surgió la idea de ofrecer esta charla, que tendrá lugar el próximo miércoles en la Casa de la Cultura".

"Desde el Ayuntamiento queremos invitar, no solamente al personal educativo y a los padres de los alumnos, sino a todas aquellas personas que en un momento dado se ocupan de los niños, como pueden ser los abuelos, que son una parte fundamental de apoyo en este sentido para las familias, para que sepan que existe esta información y que se va a trasmitir a través de una charla coloquio el próximo miércoles en la Casa de la Cultura", ha explicado Díaz.

Por su parte, Sonia Moreno, única representante hasta ahora de Dismálaga en Fuengirola, ha explicado que "el objetivo de esta charla es visibilizar el diagnóstico de la dislexia, porque en algunos casos tachan a los niños de vagos, de que no saben leer ni escribir y realmente es porque les cuesta muchísimo trabajo".

En este sentido, Moreno ha explicado el caso particular de su hija "que es disléxica y al principio me decían que era porque no estudiaba, cuando la tenía en clases particulares y todas las noches me ponía a hacer los deberes con ella y nos quedábamos hasta las diez de la noche, entonces esta charla es para que los padres vean que, no es que sus hijos sean vagos, sino que tienen una dificultad del aprendizaje; no es una minusvalía ni nada de eso, sino que tienen un problema de lectura, escritura y ortografía".

La asociación Dismálaga nace en febrero de 2017 de la mano de tres familias malagueñas, que tras conocer que la dificultad de sus hijos ante el aprendizaje se llama "dislexia", deciden unirse con el fin de tratar de evitar que otras familias y en especial otros muchos niños no pasen por el mismo calvario que ellos. Pero este compromiso adquirido con el colectivo disléxico no sería del todo completo si solo se contara con las familias y por ello desde el primer día tuvieron claro que Dismálaga debía estar compuesta por todas las personas que componen la comunidad educativa, por profesionales privados especializados en la materia y, una pieza clave, adultos con dislexia que pueden dar una visión global en primera persona de esta dificultad desde la etapa educativa, social y laboral.
www.elnoticierodigital.com
publicidad
publicidad
Más leídas
publicidad
Secciones
publicidad
Desarollo WEB • BM web factory