Deportes

La Sub-21, a cuartos por la puerta grande

31/03/2021
La selección española Sub-21 certificó su presencia en los cuartos de final del Europeo de la categoría, que se está disputando en Eslovenia y Hungría, tras derrotar a la República Checa (2-0) gracias a un doblete de Dani Gómez en la segunda mitad de un partido que permite a España terminar imbatida e invicta como primera del grupo B.

El equipo de Luis de la Fuente se marcha de Eslovenia -el Europeo continuará en mayo- con un gran botín y con la magnífica sensación de que -aunque Luis Enrique les 'robe' a Pedri o Bryan Gil-, la selección Sub-21 está más que preparada para afrontar los cuartos de final y los Juegos Olímpicos de Tokio este verano.

España necesitaba un punto para estar entre los ocho mejores del 'Viejo Continente', pero no salió a especular, todo lo contrario. El combinado nacional fue valiente y sometió muy pronto a los checos, que renunciaron a su habitual pareja de delanteros para cubrirse defensivamente y jugar con un solo punta.

El sportinguista Manu García fue el más activo en el acto inicial, con varios disparos desde la frontal del área, además de una jugada de Javi Puado que no conectó Barrenetxea. España merecía el gol, pero los centroeuropeos aguantaban con entereza hasta el tiempo de descanso.

Era cuestión de tiempo pese al leve despertar de la República Checa, que intentó buscar algún espacio en balones frontales o a la espalda de los laterales. La misión fue realmente complicada para los de Karel Krejci, cuyas limitaciones les impidieron pelear por el billete a cuartos.

Nada más reanudar el choque, los pupilos de Luis de la Fuente salieron revolucionados y hambrientos por lograr el gol que despejase todas las dudas, sobre todo cuando los checos subieron sus credenciales al final del primer tiempo. Moncayola -con un chut tremendo desde fuera del área contuvo a su rival cercano a la hora de partido.

Hasta que un movimiento del seleccionador cambió por completo el guión del envite. Barrenetxea cambió de banda y Dani Gómez, recién entrado al terreno de juego, tejieron una jugada que nació en botas de Guillamón. Un pase muy 'laudrupniano' que rompió la tela de araña checa. El gol deshizo al rival y dio alas a España.

Tres minutos más tarde, el jugador del Levante logró el segundo con un disparo cruzado en otra buena jugada, en esta ocasión por el costado zurdo. La Sub-21 gozó de sus mejores momentos, jugó con calma y disfrutó en un tramo final con el dominio del marcador y la llave de los cuartos.

Todo le salió a la perfección a una selección española que supera la primera fase sin haber encajado un solo gol y habiendo marcado cinco. Siete puntos que la mantienen viva como candidata para renovar el cetro continental.
www.elnoticierodigital.com
publicidad
Más leídas
publicidad
Secciones
publicidad
Desarollo WEB • BM web factory