Deportes

El Madrid se rehace de un pésimo inicio de partido y remonta al Valladolid

11/03/2019
El Real Madrid remonta al Real Valladolid (1-4) en partido de la 27ª jornada de Liga, disputado en el Nuevo José Zorrilla de la capital vallisoletana. Una victoria balsámica después de una semana convulsa para los blancos. <Datos del Valladolid 1-4 Madrid>

La onda expansiva del K.O. en Champions sacudió de lleno a Isco Alarcón, al que Santiago Hernán Solari dejó fuera de la convocatoria, señalado al tiempo que el club le abría un expediente por indisciplina: rehusó subir al autobús del equipo de camino al infausto partido ante el Ajax.

Sin el malagueño, sin Ramos ni Vinicius, Carvajal, Bale ni Mariano, el Madrid se presentaba en Pucela con un equipo que tenía de nuevo a Benzema como capitán -igual que el martes- más Asensio y Ceballos como tridente.

Un ambiente enrarecido, espeso y pegajoso que no es el mejor para afrontar una competición a 12 puntos del líder y a tres -ahora a seis- del máximo rival por la tercera plaza... el Getafe; ver para creer.

Solo así se puede explicar la pésima media hora de partido del Madrid desde el pitido inicial de Gil Manzano. 30 minutos en los que el Valladolid pudo dejar sentenciado y goleado a su rival: Sergi Guardiola falló el último pase en una contra; Alcaraz mandó a las nubes un penalti, el quinto fallado por los de Sergio González en lo que va de temporada, y el VAR anuló dos goles con acierto al propio Guardiola.

Por cierto, que la realización de televisión mostró una sala de VAR vacía, que dio mucho que hablar en las redes sociales. Como siempre que una decisión favorece al Madrid.

Increíble, pero todo eso desperdició el Valladolid, que sin embargo se adelantó en una gran jugada entre Keko, cuya rosca dejó Guardiola de primeras a la llegada de Anuar, que remató a placer (minuto 29).

El Valladolid perdona y resucita al Madrid
Odriozola, autor del penalti, se desquitó con una buena llegada por la derecha en la que Benzema forzó un córner. En el saque del mismo, Masip falló en su despeje ante Nacho y Varane aprovechó el regalo (minuto 34). Protestaron los locales, pero no había discusión.

El Valladolid, que pudo matar al Madrid y el partido, resucitó a los blancos. Casemiro obligó a estirarse a Masip antes del descanso.

Los locales llevan toda la temporada adoleciendo de falta de acierto ante el gol. Siguieron atacando y gozando de ocasiones, pero fue el Madrid el que demostró más pegada; aunque tampoco es ande muy sobrado esta temporada.

Una nueva internada de Odriozola terminó en penalti, que el capitán Benzema se encargó de transformar (minuto 51). Y pocos minutos después, el propio delantero francés remató de cabeza un córner sacado por Kroos (59').

Parecía que ya estaba todo dicho. El Madrid respiraba tranquilo, incluso a pesar de las ocasiones claras del Valladolid. Pero como la tranquilidad no puede ser total, Casemiro se empeñó en autoexpulsarse para poner más tensión a los diez minutos finales de partido.

A pesar de jugar con uno menos, el talento de Luka Modric desplegado durante todo el partido encontró su premio en una jugada con Benzema, resuelta por el Balón de Oro con calidad individual en el regate y la definición (minuto 85).

El regreso de Vallejo por Varane en los últimos minutos y la entrada de Marcelo por Reguilón evidenciaron que ahí sí llegó la calma.
www.elnoticierodigital.com
publicidad
publicidad
Más leídas
publicidad
Secciones
publicidad
Desarollo WEB • BM web factory