Andalucía

El juzgado reabre el caso de Paco Molina, desaparecido en 2015 en Córdoba, por nuevas líneas de investigación

08/03/2019
El Juzgado de Instrucción número 7 de Córdoba ha reabierto la causa de Paco Molina, el joven cordobés que desapareció con 16 años de edad el 2 de julio del año 2015 en la capital cordobesa, tras contar con nuevos indicios de la Policía Nacional, que siempre ha mantenido abierto el caso.

Según ha confirmado a Europa Press el padre del joven, Isidro Molina, y ha adelantado la prensa provincial, el juzgado ha reabierto hace unos días el caso que estaba provisionalmente archivado hace año y medio, "a raíz de la nueva línea de investigación de la Policía", según ha dicho el padre.

En este sentido, el padre se ha referido a las declaraciones del subinspector de Policía Nacional de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta, Carlos Segarra, en un programa de 'La Sexta' esta semana, en el que detalló que "la focalización ahora mismo está en las personas que rodeaban a Paco, bastante más mayores que él, que pueden tener algún dato que a lo mejor no han querido dar por miedo o porque les implica directamente en algún hecho que no es del todo lícito".

Al respecto, el padre de Paco espera que "esta línea lleve al paradero de Paco", porque "en los tres años y ocho meses no ha habido ningún movimiento de esta magnitud, ni a nivel de juzgado, ni de Policía", ha asegurado, para agregar que "algo sólido habrá para reabrir el caso".

Mientras, ha detallado que "la Policía ha buscado a Paco en diez países, entre ellos Irak y Siria, pero también en Italia", entre otros. Los padres del joven, Isidro y Rosa, están viviendo esta búsqueda "incesante con la esperanza de volver a verlo algún día". Precisamente, este sábado 9 de marzo se celebra el Día de los Desaparecidos.

Cabe recordar que Francisco Molina Sánchez se encuentra en paradero desconocido desde el 2 de julio del año 2015, cuando quedó con unos amigos en la capital cordobesa. Desde el principio del caso, su padre ha puesto en duda que su hijo se marchara voluntariamente, dado que "no se llevó el dinero que tenía en casa, ni tampoco ropa", por lo que no entiende cómo, según testigos, el menor tomó un autobús hacia Madrid, donde se le perdió la pista.

PISTAS FALSAS
Durante este tiempo han recibido muchas llamadas aportando falsas pistas, algunas de las cuales han sido investigadas por la Policía. Una de las últimas "era de Colombia y nos pedían dinero, diciendo que si no matarían a mi hijo", según ha relatado el padre, quien ha agregado que la Policía descubrió de dónde venía y que era una pista falsa.

Asimismo, un hombre con antecedentes acusado de un delito contra la integridad moral, después de que supuestamente ofreciera a los padres de Francisco Molina pistas falsas sobre su paradero aceptó en sede judicial en noviembre de 2017 una pena de seis meses de prisión y multa de unos 700 euros, tras reconocer los hechos y pedir "disculpas" por lo que hizo.
www.elnoticierodigital.com
publicidad
publicidad
Más leídas
publicidad
Secciones
publicidad
Desarollo WEB • BM web factory